lunes, 21 de enero de 2019

Pymes Argentinas en bancarota

Imagen integrada
Este pedido urgente se realiza en un contexto recesivo sin recuperación a la vista, que recrudece la tendencia a la caída de las ventas en el mercado interno, la caída de la producción nacional y el aumento de insumos y servicios, lo que motiva el agotamiento de la liquidez, el cierre de empresas y el consiguiente aumento del desempleo y la precariedad laboral

El Centro de Investigación Pyme Ciudad Productiva (CIPBA),  expreso al Gobierno la dificultad de las Pymes porteñas de continuar afrontando, en un contexto económico recesivo marcado por una acentuada baja de ventas, las pautas determinadas por un sistema financiero que ha obtenido en los últimos tres años más de $300.000 millones de ganancias nominales acumuladas, mientras que durante el mismo período miles de MiPymes han cerrado y otras tantas que aún resisten lo hacen ya sin expectativa de expansión, destinando sus escasas ganancias al cumplimiento de los altos costos financieros que imponen los bancos.
El Informe Nº 17 del CIPBA fechado 9 de noviembre de 2018, reveló que las Pymes comerciales, cuando venden en un sólo pago con tarjetas de crédito, dejan de percibir hasta un 13% de sus ingresos (entre comisiones y costo financiero), y que a esto se suma el arancel que los emisores de tarjetas cobran a los comercios por cada transacción realizada, el costo financiero por impuestos y retenciones, el alquiler de las terminales POS y el adicional por el uso de la línea telefónica o de internet, necesaria para operar la terminal.
Por otra parte, a través del Informe Nº 18 del CIPBA, del 15 de noviembre de 2018, la Federaciónseñaló que el incremento en los costos de financiamiento del Programa Ahora 12 impactó en los consumos realizados en cuotas con tarjetas de crédito en el actual contexto de acelerada inflación, y que las altas tasas de interés afectaron tanto a los consumidores como a los comerciantes.
En la actualidad, el Programa Ahora 12 ofrece la tasa de descuento menos perjudicial del mercado y debido a los notables incrementos del costo financiero del programa, nuestra entidad envió en octubre pasado una nota al Subsecretario de Comercio Interior de la Nación, Ignacio Werner, expresando su preocupación y solicitando la urgente revisión del tema para evitar profundizar aún más la baja de las ventas minoristas.
Días atrás, FECOBA reclamó la urgente intervención del BCRA en referencia a la medida que impulsan las entidades bancarias para aumentar las comisiones por depósitos y retiros en efectivo, y advirtió en diferentes medios acerca del impacto negativo que tendría esta medida, que agravaría aún más la ya insostenible situación de las Pymes.

Arq. Marcia Hashiba 
 Asociación Civil Comerciantes-Vecinos-Profesionales del Barrio de Colegiales
Presidente

jueves, 27 de diciembre de 2018

BA Elige - PARTICIPACION CIUDADANA



Proyecto ganador del BA Elige 2017, presentado por nuestra Asociación:: Intervención de persianas en comercios del barrio.

Las persianas del bario se ven continuamente grafitadas a pesar de que los comerciantes las han pintado varias veces, por lo que en 2017 la Aociacion Civil Colegiales presento este proyecto con miras a tratar de minimizar este vandalismo NO DESEADO. Los Murales fueron ejecutados por el grupo de muralistas MURO SUR

Entrega agradecimiento al equipo de BA Elige, participacion Ciudadana. Asistieron, Vicepresidente dle COPE, Hugo Niemevz, Ignacio Palena por el Instituto Asegurador Mercantil, coordinador de FECOBA, Gisela Hausner, tesorera de nuestra Asociación, Carlos Morando, asesor, Gonzalo Forastiero representante del Consejo Económico y Social, comerciantes propietarios de los comercios adheridos.

Nuestra promotora repartió información del cambio de comisarias, almanaques 2019 de la Asociación, información del Instituto Asegurador Mercantil.





jueves, 13 de diciembre de 2018

Reunion de Mujeres Empresarias con Comisaria Sandra Vigano



Reunion de Mujeres Empresarias con Comisaria Sandra Vigano, la reunion se llevo a cabo en la sede de la Asociacion, en un clima de agradable camaraderia se intercambiaron ideas y propuestas a enfrentar en el año proximo a comenzar.

jueves, 29 de noviembre de 2018

Presupuesto 2019 Ciudad de Buenos Aires

La Ciudad aprobó el Presupuesto 2019: déficit cero, aumento  del ABL y menos inversión en obras. ( sintesis fuente: Infobae)

Aumento del gasto 26%
Deficit Cero
Inflacion 23%
Aumento de ABL 34 al 38 %

La principal crítica de la oposición se centró en las proyecciones que se hacen para el año que viene: en sintonía con el Presupuesto nacional, la nueva "ley de leyes" porteña estima que la inflación será del 23%, que el dólar cotizará a un promedio de $40,10 y que la caída del producto será del 0,5%.
El ABL subirá un 34% promedio (con un máximo del 38%). El 65% de los porteños percibirá un aumento de $150 al mes. Habrá descuentos por pago en tiempo y con débito automático. Con este impuesto se recaudarán $22.751 millones.
-Reducción del impuesto a los Ingresos Brutos. La reducción de las alícuotas se dará en los sectores de industria manufacturera (de 2% a 1,5%), transporte y comunicaciones (de 5% a 4,5%) y construcción (de 3% a 2,5%).
-El presupuesto de Educación aumentará un 30% y alcanzará los $57.405 millones. Mientras que el área de Cultura tendrá un aumento del 45%, con un estimado de $6.258 millones.
-Los fondos destinados a Salud crecerán un 30,4% ($49.300 millones) y la inversión en promoción y acción social 34,5% ($31.483 millones).
-El presupuesto de Seguridad será $46.500 millones (+37%), un promedio de $15.000 por habitante (el doble que la provincia de Buenos Aires). Incluye $4.100 millones para la construcción de nuevas comisarías, mantenimiento, equipamiento y compra de vehículos.
-Unos $51.640 millones irán destinados a inversiones en infraestructura, un 16,3% del presupuesto. Con estos recursos, que caen un 4% en relación al 2018, no se empezarán nuevas obras pero quedará garantizada la terminación de las que actualmente están en ejecución. Más de $4.033 millones se destinarán a la red de subterráneos y $5.150 millones se destinarán a la urbanización barrio 31 y construcción del nuevo edificio del Ministerio de Educación.
-Se prevé un incremento salarial igual que la inflación (23%) para los trabajadores de la administración municipal.

jueves, 1 de noviembre de 2018

Inseguridad juridica. Cambio en el impuesto a los bienes personales

Bienes personales, otro ataque a la clase media

Por Federico de Luca*

En medio del debate por la ley del presupuesto, el Gobierno vuelve a poner foco en el impuesto sobre los Bienes Personales y en jaque la seguridad jurídica del país.

Desde hace años que los argentinos estamos esperando que lleguen las prometidas y ansiadas inversiones del exterior, mientras tanto siguen transcurriendo los meses y las inversiones no llegan.
TE PUEDE INTERESAR

Una de las razones de este fracaso, es la inseguridad jurídica de nuestro país, que no permite hacer una proyección razonable y clara para el mediano y largo plazo, ni para el corto plazo. El impuesto a los bienes personales es un fiel reflejo de esta situación.

Este impuesto que grava los bienes personales que los argentinos tienen en el país y en el exterior, sufrió un cambio significativo hace 2 años impulsado por el blanqueo. Hasta ese momento, la obligación de tributar era para aquellas personas que tuvieran bienes gravados al 31/12 de cada año cuyo monto superara los $ 305.000. Superado ese monto se aplicaba una alícuota progresiva, que iba del 0,5% al 1,25%, sobre la totalidad de los bienes gravados.

Con los cambios introducidos por la Ley de Sinceramiento Fiscal, el mínimo para tributar este impuesto pasó a ser de $ 800.000 para 2016, $ 950.000 para 2017, y $ 1.050.000 para 2018. La alícuota se unificó y fue de 0,75%, 0,50%, y 0,25% respectivamente y el mínimo exento se convirtió en mínimo no imponible, es decir que se tributa sobre el monto que excede ese mínimo y no sobre el total de los bienes como era antes.

Dos años después, se vuelve a poner en discusión este impuesto a través de la Ley de Presupuesto, sugiriendo modificaciones que cambian las reglas del juego:

• Volver al esquema de alícuotas por escala progresiva (con un tope del 0,75%).

• Aumento del mínimo No imponible a $2.000.000.

• Gravar los inmuebles rurales (motivado por la derogación del impuesto a la ganancia mínima presunta que gravaba este tipo de bienes).

• La buena: eximir del pago a los inmuebles destinados a casa habitación de valor inferior a los $18 millones.

Todos estos cambios son impulsados con la idea que mantiene el Gobierno de solucionar el problema del déficit fiscal de nuestro país aumentado la presión tributaria, (que ya es la 2ª más elevada del mundo por detrás de Islas Comoros), en vez de atacar el déficit ajustando y bajando drásticamente el gasto público.

El Gobierno no puede esperar que lleguen inversiones del exterior a un país con la inseguridad jurídica que tiene Argentina. No se pueden cambiar las reglas de juego constantemente, se debe dar seguridad y las reglas deben ser claras e iguales para todos. Si no cambiamos esto, seguiremos esperando sentados esas inversiones que nunca llegarán.

*Socio De Luca & Asociados

domingo, 28 de octubre de 2018

Abusivo plazo de acreditación de tarjetas





En el resto de los países de la región llega a ser hasta 14 veces menor que en Argentina.

Alzamos la voz en contra del abusivo e injustificable plazo de acreditación para ventas con tarjetas de crédito y débito.

Argentina es el único país de la región en el cual el plazo de acreditación es de 18 días hábiles, situación que al comercio le representa tanto un esfuerzo como un costo de financiamiento por un plazo que termina convirtiéndose en hasta 28 días corridos, lo que comparativamente es hasta 14 veces mayor que el de otros países de la región, generando un claro perjuicio al comercio, al disponer los bancos de una transferencia de fondos del sector.

En un mercado de libre competencia, el comercio debe recibir la liquidación de sus ventas con tarjetas de crédito y/o débito dentro de las 24 horas de realizada la transacción y sin costo financiero alguno.

La situación se agrava y se torna insostenible por la coyuntura económica donde las tasas de interés resultan impagables y las restricciones de liquidez son evidenciadas ante la falta de líneas de crédito para sostener el capital de trabajo que, entre otras cosas, están perjudicando gravemente al comercio y pone así en jaque a PyMEs y grandes empresas nacionales generadoras de empleo.

Además, si bien es teóricamente posible la aceleración del pago a través de la tasa de descuento, la misma es a una tasa tan elevada y variable que encarece aún más la operatoria para que luego los bancos cuestionen al comercio financiar ese capital de trabajo adicional destinado a esperar el cobro de los saldos que los propios bancos adeudan a los comercios por las liquidaciones de tarjetas de crédito.

Sostenemos que las ventas con tarjetas de débito, deben contar con acreditación inmediata, tal como sucede con las transferencias bancarias o con algunos de los nuevos medios electrónicos de pago. Actualmente, al consumidor los bancos le debitan inmediatamente el importe de su cuenta, pero no se produce la partida doble cual sería la debida acreditación en la cuenta del comercio el cual hoy debe esperar 72 horas hábiles las que pueden representar entre 3 y 5 días corridos.

El abusos de posición dominante a los que es sometido el sector en relación al cobro mediante tarjetas de crédito y de débito se hace cada vez mas insostenible.
Desde marzo de 2017 se logro una rebaja escalonada de las comisiones, llegando en 2021 al arancel de 1.8% en tarjetas de crédito y 0.8% en tarjetas de débito.

Tal acuerdo no implica desistir los reclamos respecto a la necesidad de una reforma integral del sistema, y en consecuencia seguimos observando con preocupación los abusos a los que son sometidos los comerciantes cada vez que realizan una venta a través de tarjetas de crédito.

Por todo lo antes mencionado, exhortamos al Poder Ejecutivo y al Banco Central de la República Argentina (BCRA) a intervenir como así también a los Sres. diputados y senadores para modificar la legislación vigente.